Despiertame cuando termine Septiembre

Aunque adentrarse en el territorio de las profecías es caminar por terreno cenagoso, vamos a adentrarnos en los insistentes rumores que aseguran que en la semana del 21 al 27 de septiempre podría ocurrir algún tipo de evento o eventos que podrían sacudir al mundo.

A continuación os ofrecemos distintos vídeos que circulan por internet:

Esta es una recopilación de indicios que apuntan a las fechas 22, 23 o 24 de Septiembre de 2015 al mediodía, como fecha en la que puede ocurrir un cataclismo mundial.
Posibilidades:
+ Un cometa impacta con la Tierra
+ El laboratorio del CERN abre un portal interdimensional y vienen seres de otras dimensiones. (Posibilidad confirmada por los propios directivos del CERN).
http://www.theregister.co.uk/2009/11/06/lhc_dim­ensional_portals/

El papa visitará EEUU exactamente esos días y hay dos profecías que lo ven como el último papa.
San Malaquias (dijo que el papa 112 sería el último y que entonces vendría el juicio final) y Parravicini (dijo que cuando el papa visitara America habría un cataclismo mundial).

Curiosamente el vídeo de Lego Dimensions y otro que no aparece en este pero que está relacionado y que da título a este post tienen una pequeña parte de metraje en común.

Vídeo de Lego Dimensions

Vídeo del anuncio de Taco Bells con el tema de Green Day Wake me Up when September End

Si os habeís fijado con atención descubrireís que lo que tienen en comun es metraje de la película clásica El Mago de Oz y la Ciudad Esmeralda.

https://i1.wp.com/www.bitacine.com/wp-content/uploads/2013/03/Ciudad-Esmeralda-el-mago-de-Oz.jpg

Esta película suele estar relacionada con los MK Ultra y el control mental.

En el vídeo de Lego la Ciudad Esmeralda aparece en el minuto 4:44 y en el de Taco Bell aparece en el minuto 4:06.

¿Presenciaremos un gran engaño a nivel mundial?

El analista polítco argentino Adrian Salbucci también nos advierte de que podría ocurrir algún tipo de evento este próximo septiembre durante la visita del Papa Francisco a Estados Unidos.

JL de Mundo Desconocido  junto con Felipe Botaya también hablan del CERN y los Portales Dimensionales en el siguiente vídeo:

Por último el día 27 de Septiembre tambien se celebran las elecciones autonómicas de Cataluña en España, que si ocurriera algo podrían no llegar a celebrarse, y el día 28 es la última de las cuatro lunas de sangre y el día del tabernáculo de la tradición judía.

Esperemos que solo sean elucubraciones mentales y que podamos decir que hemos sobrevivido a otro fin del mundo

El Zen de las Estrellas

From: reuben <epitasis@hushmail.com>

El Zen de las EstrellasEl Zen de las Estrellas

Futuros del planeta Tierra

St. Clair

“Sin importar que tan grande sea la oscuridad

debemos proporcionar nuestra propia luz”.

~ Stanley Kubrick

2001: A Space Odyssey

¿Cuál futuro?

El Zen de las estrellas presenta escenarios posibles del futuro de la humanidad. Este libro sugiere que ante nosotros se hallan futuros probables dormidos —o en estado de suspensión animada— de entre los cuales nuestras acciones o conductas eligen un escenario para convertirlo en nuestra experiencia presente. Manifestamos el futuro a través de nuestra conducta.En su libro sobre la decodificación de la ciencia perdida del rezo y la predicción, Gregg Braden explica el efecto Isaías: la física cuántica y la ciencia sugieren la existencia de muchos posibles futuros para cada momento de nuestras vidas. Cada futuro se encuentra en estado de reposo hasta que es animado por las elecciones que efectuamos en el presente.St. Clair clarifica que el futuro no está predestinado, ni escrito en piedra, sino que es seleccionado de entre una variedad de diferentes y posibles opciones dispuestas ante nosotros. Somos nosotros los que tenemos que elegir cuál futuro vamos a vivir, tanto individual como colectivamente.

El mago —alguien que crea conscientemente— delinea la ciencia de cómo escogemos el futuro que vamos a experimentar. Cuando seleccionamos un futuro se convierte en nuestro presente activo.

Como lo apunta St. Clair, nuestro presente es el futuro por el que, a sabiendas o no, hemos optado, si bien a menudo influidos por el miedo o un desmedido vaivén emocional. Debemos alejarnos del juego inconsciente de emociones para presenciar cómo se lleva a cabo una magia continua.

Si deseamos un futuro diferente, necesitamos elegir de manera consciente un presente distinto. Las herramientas de nuestra conciencia son la intención, la imaginación, la intuición, los sueños, las visiones, la inteligencia fluida y el amor. Sobre todo, el navegador psíquico nos puede ayudar a sanar, así como a elegir y crear un futuro colectivo sano.

¿Qué futuro quieren? ¿Quiénes quieren ser hoy o mañana? ¿A dónde se dirigen con sus elecciones? La dirección que tomen y la responsabilidad son de ustedes. La clave del mensaje de St. Clair es “ustedes deciden”. Su historial en la predicción de hechos es muy preciso, debido a que es capaz de ver y comprender el tipo de decisiones que realizarán personas clave.

St. Clair estipula que podemos redefinir los parámetros de las premoniciones, profecías y predicciones hechas a lo largo de los últimos miles de años. Nostradamus, Edgar Cayce y los propios cálculos astrológicos de St. Clair están calibrados para ayudar a la humanidad a evitar la extinción en masa en el periodo del próximo milenio.(Este milenio)

Incluso si este libro enumera escenarios del fin del mundo, St. Clair no quiere decir que así tiene que ser necesariamente. Muy al contrario, insiste que deberíamos optar por un resultado diferente.

Sin embargo, seguir en la forma que hemos escogido hasta ahora significa que la llamada de atención psíquica de St. Clair es el resultado que nos espera. No habría razón para dudar de estas predicciones basadas en las matemáticas del tiempo. Sus predicciones anteriores ya han sido probadas como correctas.

Futuras alineaciones estelares podrían ser usadas para otros propósitos si así lo deseamos. Zen de las estrellas nos muestra cómo el enfrentar los retos futuros nos puede llevar al espacio exterior y a explorar la conciencia cósmica. St. Clair, más que cualquier otro, sabe que somos capaces de cambiar el resultado de las premoniciones y profecías, precisamente porque podemos predecirlas. Si adquirimos conciencia de los probables resultados que no deseamos, abrimos nuestra conciencia a la posibilidad de crear otras acciones y elecciones con resultados distintos. Este libro trata, por lo tanto, de la acción inteligente y cómo usamos la libertad sagrada de la elección humana.

Venimos a este universo y a este planeta por una razón más que otras: para dar y recibir un amor más grande que el conocido por deidades antiguas y maestros espirituales. Este amor es más grande porque será una manifestación colectiva, escogida individual y conjuntamente. Un amor que transformará los corazones y las vidas de cada persona en este planeta, y por lo tanto la tierra en la q ue vivimos.

Se nos dieron las semillas del amor y de la conciencia cósmica como nuestro destino. Esta conciencia cósmica está diseñada desde su concepción para coadyuvar en la evolución del universo, el planeta Tierra y sus habitantes. No obstante, a nosotros, en el planeta Tierra, se nos dio libertad —libertad sagrada— de escoger.

De manera que la elección entre progresar y autodestruirse es realmente nuestra y no se halla del todo en las manos de Dios.

En este sentido, el libro de St. Clair representa un alejamiento de los patrones convencionales de pensamiento.

El Zen de las estrellas les hará cuestionar su sistema de creencias, realidad y autoridad. Es un documento inusual, un testimonio extraño, un estudio fascinante, pero cuidadosamente anotado. El trabajo de St. Clair en su viaje en, a través y más allá del tiempo es la culminación de una vida de trabajo por parte del autor.

St. Clair explica las matemáticas del tiempo, o porqué y cómo los sistemas de creencias son nuestros mapas de la realidad debido a que le dan forma a lo que percibimos. Después se interna en la iconografía y significado de los iconos estelares y el destino oculto del hombre.

Ustedes están a punto de embarcarse en la aventura espiritual de un proceso histórico llamado espacio-tiempo, o magia, alta magia. Seha dicho que la alta magia es el Yoga del Occidente, de manera que St. Clair resulta ser un yogi occidental. La magia es procesada por medio del sexto sentido, un estudio del cual el mago nos cuenta hacia el final de este libro.

Prever y predecir el futuro como si fuera ya el pasado ha sido el don de St. Clair, su vocación, profesión y ocupación desde la niñez. Hoy día, da charlas sobre este procedimiento a un público más amplio. Sus colegas han dicho que es el astrólogo de los astrólogos.

Escribió el Zen de las estrellas para poner su sabiduría a disposición del mundo, para promover elecciones sanas y enseñar: El sendero del mago.

St. Clair explica los tránsitos alquímicos del mundo, sus líneas ocultas de tiempo, ciclos eternos, civilizaciones antiguas y culturas modernas de la guerra y del arte. Discute la filosofía perenne del mundo, arquetipos, geometría sagrada y centros sagrados. Muestra cómo se delinea el pasado, presente y, sí, el futuro de la humanidad.

St. Clair combina sus propias experiencias y deducciones con su habilidad para la advertencia psíquica para vislumbrar los tiempos en los que estamos entrando. En este trabajo, St. Clair decidió contar su propia historia en forma de un pintoresco e imaginativo thriller. Este libro es un trabajo mágico que nos muestra en dónde estamos parados, revelándonos tiempos ocultos por venir y ayudándonos a comprender las elecciones que nos esperan.

Ser un mago es asumir el lugar apropiado —por nacimiento— de cada uno en el cosmos. Cuál es ese lugar es algo que será descubierto por cada alma.

Al formar una comunidad con el Sol, la Luna, las estrellas, los planetas, las galaxias y el espíritu de la conciencia cósmica, nos damos cuenta de la Uni-cidad de todas las cosas. Convertirse en un mago, sugiere St. Clair, es convertirse en algo más que simplemente humano, dado que sólo al satisfacer en realidad nuestro potencial humano máximo es que actualizamos y conseguimos nuestro destino.

La narrativa de St. Clair equivale a un viaje a través del espacio y del tiempo, revelando su existencia psíquica sensible y vulnerable. El hecho de que se encuentre vivo para seguir haciendo predicciones y coadyuvar en el futuro que tan acertadamente describe es la luz de su propia existencia. Colocar al Zen de las estrellas en contraste con la memoria colectiva de la humanidad —desde la Atlántida de hace doce milenios hasta bien adelante del vigésimo segundo siglo de nuestra era— es algo en verdad cautivador.

La pasión de St. Clair por su ministerio se extiende por medio de su presencia a los clientes a los que aconseja, y por medio de conferencias ante astrólogos y grupos. Demuestra el acto mágico de la fe en lo que puede hacerse, en oposición al destino. Es un momento importante en el tiempo que el mago-sabio esté dispuesto a compartir con el mundo: el diseño cósmico del espacio-tiempo y la nueva sociedad en evolución dispuesta a surgir; un tiempo en el que Plutón se mueve a través de las últimas cuatro constelaciones del Zodiaco durante el siguiente medio siglo, para proclamar nuestra era de la conciencia y para transformar el mundo.

St. Clair propone paralelismos apropiados entre la historia registrada, nuestro presente, el futuro, y alineaciones planetarias importantes, los cuales ha estudiado de manera diligente y comparado a lo largo de muchos años. En Zen de las estrellas ha completado por fin su teoría, misma que es presentada aquí por primera vez.

Zen de las estrellas es testigo del tiempo, del Zeitgeist actual, en el que St. Clair describe sus encuentros con hombres y mujeres de las más diversas condiciones. Es su trabajo, nos es dado conocer al hombre de pensamiento y de acción, el mago que escoge y crea de manera conciente y al hombre que se manifiesta intencionalmente.

La vida de St. Clair muestra que ha estado y ha sido parte de este mundo (aunque no de él), antes de disponerse a contemplarlo. Al principio de su carrera se preparó para ser un general, un abogado y un banquero inversionista. Después dirigió su vista hacia la comunicación y la comprensión, a todo lo que fuera espiritual.

Durante su carrera, St. Clair ha aconsejado de manera confidencial a un vasto número de clientes internacionales a los cuales ayudó a cumplir sus destinos. Fue testigo —si no es que fue parte de— la consecución de muchas trayectorias profesionales y privadas. La red personal de destinos en las cuales el mago fue parte (y todavía lo es), resulta impresionante aun para los más experimentados.

St. Clair sabe que uno es el dueño de su propio destino y ayuda a aquellos que lo consultan a comprender este importantísimo hecho. Habiendo madurado en un momento peligroso, es un pensador de avanzada y el astrólogo más notable del planeta. St. Clair enmienda la plana en asuntos misteriosos desde las predicciones de Nostradamus hasta las visiones de Orwell y la mitología sánscrita.

Nos conduce a través del cumplimiento de las profecías, desde la Atlántida hasta el surgimiento del poder ario, así como los controles ocultos detrás de ello, a los cambios de la tierra y más allá de nuestros tiempos. Pasó una buena parte de su vida en el estudio de textos antiguos y escrituras ocultas. En la actualidad es esencialmente un sabio, uno de los magos de la Edad de Oro.

Este es un amplio libro de advertencia a la humanidad. No es apocalíptico, sino bastante esperanzador: diseña la nueva sociedad tribal, de alta tecnología, primitiva y acuática, sin guerras, fronteras, límites, bloques o gobiernos en la que, según sus predicciones, nos encontraremos después del año 2050. Los dioses llenarán el universo, tal es el futuro que su conciencia vislumbra con insistencia. Él les invita a descubrir esto por ustedes mismos, ya que su meta es compartir el secreto y el conocimiento sagrado de los antiguos magos astrales.

Este trabajo sitúa a St. Clair en el linaje espiritual de las mentes mágicas de la humanidad, por cuanto representa su trabajo, de Apolonio al maestro Eckhart, pasando por Nostradamus. El maestro St. Clair perpetúa una tradición sagrada de miles de años. En este momento, es un poderoso —y posiblemente el más acertado— mago vivo.

Sus predicciones astrológicas han soportado el paso de los años, como ustedes podrán comprobar.

A diferencia de adeptos previos y místicos que han mantenido sus conocimientos en secreto, él los comparte con ustedes de forma inteligente. Al voltear la página, entrarán en un mundo de alta magia esotérica, un universo de ciencia hermética, un ámbito de capacidades creadoras. Serán iniciados, de manera amable, en arte antiguo, el ritual sagrado de la astrología espiritual, el arte de la decodificación del reloj galáctico del destino en tanto el tiempo-espacio se reviste de una forma totalmente nueva y un significado redescubierto por el astrólogo St. Clair.

St. Clair les permite leer fragmentos de su diario personal de magia, dándoles la bienvenida a su santuario bendito de conocimiento holístico y comprensión cósmica, donde la ciencia y el misticismo se reúnen con la magia estelar. La zona gris — el amanecer de una sociedad nueva— se vuelve vívida y colorida en este libro acerca del viaje de la colectividad humana al futuro y más allá.

La magia estelar es el arte de la creación cósmica. Este maestro ha creado una obra de arte más allá del tiempo, que apunta a la esquina de la nada. Ustedes tienen en sus manos un libro de arte, una autobiografía, así como un brillante legado de predicciones para el siglo XXI. De una manera sutil, este hermoso logro es también una antología de los magos más significativos, de los místicos y de las mentes científicas del género humano. Quizá una vez cada década, uno se encuentra con un libro que tendrá un impacto mayúsculo en el mundo. Tal es el caso del Zen de las estrellas.

__________________________________________________________________________________________________________

El Proyecto Camelot entrevista a Michael St. Clair, un renombrado futurista y visionario, en la mágica Chateau de Chillon en Montreux. St. Clair ha escrito un libro llamado Zen of Stars (El Zen de las Estrellas) que habla de las transformaciones y cambios de la Tierra en los próximos años.

Como él dice: Somos seres psíquicos habitando una realidad física.

St. Clair es un sintesista que cubre áreas como la astrología, astronomía, cosmología y la evolución del alma humana. Inspirado por el trabajo de Krishnamurti, habla del futuro de nuestro planeta Tierra y de nuestro creciente despertar que nos está lanzando hacía una visión bien informada de la fusión de realidades.

Su trabajo se centra en la noción del crecimiento de pequeñas comunidades y lugares seguros donde todo aquel que desee quedarse en los próximos años podrán vivir de acuerdo con sus ideales mientras mantienen la calma necesaria para ser ancladeros de refugios para los que sigan.

Parte 1

Parte 2

Parte 3

Parte 4

Parte 5 (final)

Web de Michael St. Clair

Las siete profecías Mayas

Primera Profecía

El mundo de odio y materialismo terminará el sábado 22 de de diciembre del año 2012 y con ello el final del miedo, en este día la humanidad se tendrá que escoger entre desaparecer como especie pensante que amenaza con destruir el planeta o evolucionar hacia la integración armónica con todo el universo, comprendiendo y tomando conciencia de todo esta vivo y que somos parte de ese todo y que podemos existir en una nueva era de luz.

La primera profecía nos dice que a partir de 1999 nos quedan 13 años, para realizar los cambios de conciencia y actitud para desviarnos del camino de destrucción por el que avanzamos, hacia uno que abra nuestra conciencia y nuestra mente para integrarnos con todo lo que existe. Los Mayas sabían que nuestro sol es un ser vivo que respira y que cada cierto tiempo se sincroniza con el enorme organismo en el que existe, que al recibir un chispazo de luz del centro de la galaxia brilla mas intensamente, produciendo en la superficie lo que nuestros científicos llaman erupciones solares y cambios magnéticos, ellos dicen que esto sucede cada 5125 años, que la tierra se ve afectada por los cambios en el sol mediante un desplazamiento de su eje de rotación, y predijeron que a partir de ese movimiento se producirían grandes cataclismos, para los mayas los procesos universales como la respiración de la galaxia son cíclicos y nunca cambian, lo que cambia es la conciencia del hombre que pasa a través de ellos, siempre en un proceso a la perfección ( recordemos el mensaje de Jesucristo en la Biblia: “sed perfectos como lo es su padre en el reino de los cielos”). Los Mayas predijeron que el sábado 22 de diciembre del 2012 el sol al recibir un fuerte rayo sincronizador proveniente del centro de la galaxia cambiará su polarización y producirá una gigantesca llamarada radiante. Por ello la humanidad deberá estar preparada para atravesar la puerta que nos dejaron los mayas, transformando a la civilización actual basada en el miedo en una vibración mucho más alta de armonía, solo de manera individual se puede atravesar la puerta que permite evitar el gran cataclismo que sufrirá el planeta para dar comienzo a una nueva era, en un sexto ciclo del sol.

La primera profecía nos habla del tiempo del no tiempo, un período de 20 años que empezó en 1992 y que termina en el 2012, donde la humanidad entraría en el último período de grandes aprendizajes, grandes cambios. Asimismo la anunció que siete años después del comienzo de este período comenzaría una época de oscuridad que nos enfrentaría a todos con nuestra propia conducta, dijeron que las palabras de sus sacerdotes serían escuchadas por todos nosotros como una guía para despertar, ellos llaman a ésta época como el tiempo que la humanidad entrará al gran salón de los espejos, una época de cambios para enfrentar al hombre consigo mismo para hacer que entre al gran salón de los espejos y se mire, y analice su comportamiento con el mismo, con los demás, con la naturaleza y con el planeta donde vive. Una época para que toda la humanidad por decisión conciente de cada uno de nosotros decida cambiar, eliminar el miedo y la falta de respeto de todas nuestras relaciones.

Segunda Profecía

Esta anunció que todo el comportamiento de la humanidad cambiaría rápidamente a partir del eclipse de sol del 11 de agosto de 1999, y ese día vimos como un anillo de fuego se recortaba contra el cielo, fue un eclipse sin precedentes en la historia, por la alineación en cruz cósmica con centro en la tierra de casi todos los planetas del sistema solar, se posicionaron en los cuatro signos del zodíaco, que son los signos de los cuatro evangelistas, los cuatro custodios del trono que protagonizan el Apocalipsis de San Juan.

Además la sombra que proyecta la luna sobre la tierra atravesó Europa pasando por Kosovo, luego por Medio Oriente, por Irán e Irak y posteriormente se dirigió a Pakistán e India, con su sombra parecía predecir un área de conflictos y guerras (lo cual ha venido sucediendo puntualmente). Los Mayas sostenían que a partir de los eclipse los hombres perderían fácilmente el control de sus emociones o bien afianzarían su paz interior y su tolerancia evitando los conflictos.

Desde entonces se vive una época de cambios que es la antesala de una nueva era, antes del amanecer es cuando la noche se hace más oscura, el fin de los tiempos es una época de conflictos y grandes aprendizajes, de guerras, separación y locuras colectivas que generará a su vez proceso de destrucción y evolución, la segunda profecía indica que la energía que se recibe desde el centro de la galaxia aumentará y acelerará la vibración en todo el universo para conducirlo a una mayor perfección, esto producirá cambios físicos en el sol, en la tierra y cambios psicológicos en el hombre alterando su comportamiento, su forma de pensar y sentir, se transformarán las relaciones y los modos de comunicación, los sistemas económicos, sociales, de orden y justicia, cambiarán las creencias religiosas y los valores aceptados, el hombre se enfrentará a sus miedos y angustias para resolverlos, y de ese modo podrá sincronizarse con los del planeta, y el universo; la humanidad se concentrará en su lado negativo y podrá ver claramente que cosa es la que está haciendo mal, este es le primer paso para cambiar la actitud y conseguir unidad que permite la aparición de la conciencia colectiva, se incrementarán los sucesos que nos separan pero también los que nos unen, la agresión, el odio, las familias en disolución, los enfrentamientos por ideologías, religión, modelos de moralidad o nacionalismo; simultáneamente más personas encontrarán paz, aprenderán a controlar sus emociones, habrá más respeto, serán más tolerantes y comprensivas y encontrarán la unidad, surgirá el hombre con un altísimo nivel de energía interna, personas con sensibilidad y poderes intuitivos para la sanación, pero también aparecerán farsantes que solo pretenderán tener ganancia económicas a expensas de la desesperación ajena. Al final del ciclo cada hombre será su propio juez, cuando el hombre entre al salón de los espejos para examinar todo lo que hizo en la vida, será clasificado por las cualidades que haya desarrollado en la vida, su manera de actuar día tras día, su comportamiento con los demás, y su respeto por el planeta, todos se ubicarán acordes a lo que sean, los que conserven la armonía comprenderán lo que sucede como un proceso de evolución en el universo, en cambio habrá otros que por ambición, miedo y frustración culparán a los demás o a Dios por lo que sucederá, se generarán situaciones de destrucción, muerte y sufrimiento, pero también se dará lugar a circunstancias de solidaridad y de respeto con los demás, de unidad con el planeta y el cosmos.

Esto implica que el cielo y el infierno se estarán manifestando al mismo tiempo, y que cada ser humano vivirá en el uno o el otro, dependiendo de su propio comportamiento, el cielo con la sabiduría para trascender voluntariamente a todo lo que sucede, el infierno con la ignorancia para aprender con sufrimiento, dos fuerzas inseparables, una que comprende que en el universo todo evoluciona hacia la perfección, que todo cambia, otra envuelta en un plano material que solo alimenta el egoísmo. En la época del cambio de los tiempos, todas las opciones estarán disponibles, prácticamente sin censura de ninguna clase, y los valores morales serán más laxos que nunca, para que cada cual se manifieste libremente como es, la segunda profecía afirma que sí la mayoría de los seres humanos cambia su comportamiento, y se sincroniza con el planeta, se neutralizarán los cambios drásticos que describen las siguientes profecías; hay que ser concientes de que el hombre siempre decide su propio destino, especialmente en esta época, las profecías son solo advertencias para que tomemos conciencia de la necesidad de cambiar de rumbo para evitar que se hagan realidad.

Tercera Profecía

La tercera profecía Maya dice que una ola de calor aumentará la temperatura del planeta, produciendo cambios climatológicos, geológicos y sociales en una magnitud sin precedentes, y a una velocidad asombrosa; los mayas dicen que el aumento de de la temperatura se dará por varios factores, uno de ellos generado por el hombre que en su falta de armonía con la naturaleza solo puede producir procesos de auto destrucción, otros serán generados por el sol que al acelerar su actividad por el aumento de vibración produce más radiación, aumentando la temperatura del planeta.

Por esta advertencia de la tercera profecía de los Mayas, se hace impostergable y urgente un cambio de conducta en lo individual y colectivo para asumir el compromiso de la practica cotidiana de acciones que ayuden a mejorar la ecología del planeta hasta lograr la plena armonía del actuar del ser humano con el entorno, a sabiendas de que el comportamiento del hombre será crucial para sobrellevar el aumento general de la temperatura causada por su propia conducta inconsciente y depredadora.

Cuarta Profecía

La cuarta profecía dice que a consecuencia del aumento de la temperatura causado por la conducta antiecológica del hombre y una mayor actividad del sol, se provocará un derretimiento en los polos (ya tuvimos noticia reciente del desprendimiento de un bloque de hielo polar del tamaño del territorio del estado de Tlaxcala ubicado en el territorio mexicano), si el sol aumenta sus niveles de actividad por encima de lo normal habrá una mayor producción de viento solar, mas erupciones masivas desde la corona del sol, un aumento en la irradiación y un incremento en la temperatura del planeta. Los Mayas se basaron en el giro de 584 días del planeta Venus para calibrar sus cálculos solares, Venus es planeta fácilmente visible en el cielo, pues su órbita está entre la tierra y el sol. Ellos dejaron registrado en el códice Dresde que cada 117 giros de Venus marcados cada vez de que aparece en el mismo sitio en el cielo, el sol sufre alteraciones, aparecen enormes manchas o erupciones de viento solar; advirtieron que cada 5125 años se producen alteraciones aún mayores y que cuando esto ocurre el hombre debe de estar alerta, es el presagio de cambios y destrucción. En el códice Desdre también figura la cifra 1366560 kines que tiene una diferencia de 20 años con la cifra que aparece en el templo de la cruz en Palenque, que tiene tallado la cifra de 1366540 kines, correspondiendo esta diferencia al período de tiempo que llamaban tiempo de no tiempo, que es le que estamos viviendo desde 1992, los cambios en la actividad del sol serán más fuertes, puesto que las protecciones que tenemos a nivel planetario se están debilitando, el escudo electromagnético que nos cubre está diminuyendo su intensidad.
Sí sabemos que muchas cosas que queremos que no sucedan y que causan grandes tragedias finalmente suceden, debemos concentrarnos en producir resultados positivos de nuestras acciones y al mismo tiempo crecer con las dificultades que se nos presenten, debemos asumir la vida y tomar nuestras decisiones de manera conciente, hay que abrir los ojos a las posibilidades que puede traernos un mundo en el que todos culpan a los demás de lo que sucede.

Todas las profecías buscan un cambio en la mente del hombre, pues el universo está generando todos esos procesos para que la humanidad se expanda por la galaxia comprendiendo la integridad fundamental con lo que existe.

Quinta Profecía

Esta profecía nos dice que todos los sistemas basados en el miedo sobre lo que se fundamenta nuestra civilización se transformarán simultáneamente con el planeta y el hombre para dar paso a una nueva realidad de armonía, el hombre está convencido que el universo existe solo para él, que la humanidad es la única expresión de vida inteligente, y por eso actúa como un depredador de lo que existe. Los sistemas fallarán para enfrentar al hombre consigo mismo y hacerle ver la necesidad de reorganizar la sociedad, y continuar en el camino de la evolución, que nos llevará a comprender la creación. El nuevo día galáctico está anunciado por todas las religiones y cultos como una época de paz y armonía para toda la humanidad, es claro entonces que todo lo que no produzca este resultado debe desaparecer ó transformarse, la nueva época de luz no puede tener una humanidad basada la economía militar de imposiciones de verdades por la fuerza.

Sexta Profecía

La sexta profecía Maya dice que en los próximos años aparecerá un cometa cuya trayectoria pondrá en peligro la existencia misma del hombre, los Mayas veían a los cometas como agentes de cambio que venían a poner en movimiento el equilibrio existente para que ciertas estructuras se transformen permitiendo la evolución de la conciencia colectiva, todas las cosas tienen un lugar que les corresponde en todas las circunstancias, aún las mas adversas son perfectas para generar comprensión sobre la vida para desarrollar conciencia sobre la creación, por esto el hombre se ha enfrentado constantemente a situaciones inesperadas que le generan sufrimiento, es un modo de lograr que reflexione sobre su relación con el mundo y con los otros, así a lo largo de muchas vidas comprenderá las leyes universales de la razón de la creación, para los Mayas, Dios es la presencia de la vida que tiene todas las formas y su presencia es infinita.

El cometa del que habla la sexta profecía fue también anunciado por muchas religiones y culturas, por ejemplo la Biblia en el libro de las revelaciones aparece con el nombre de ajenjo. Sí el cometa aparece, es posible que su trayectoria lo lleve a chocar con la tierra, o también por medio de físicos o psíquicos logremos desviar su trayectoria (informaciones recientes nos hablan de un enorme asteroide que se ha descubierto en el espacio que en su trayectoria puede chocar con la tierra en los próximos años), los cometas siempre han formado parte del sistema solar, miles de residuos atraviesan, cruzan, rozan, van y vienen periódicamente e incluso chocan con los planetas que se mueven siempre tranquilos en órbitas regulares, alrededor del sol.

Los Mayas siempre estudiaron y registraron los eventos del cielo, su alerta fue prevenir al hombre de los peligros de no conocer las órbitas y períodos de grandes residuos que se cruzan con la trayectoria conocida de la tierra, ellos sabían que para el hombre moderno descubrir con anticipación un asteroide tan grande que pudiera causar su extinción y luego desviarlo sería uno de los mayores logros de la historia humana y un hecho crucial que nos uniría como especie. Antiguamente la esfera celeste era el dominio de los dioses, la aparición sorpresiva de un objeto desconocido que dominaba la noche era motivo de miedo y misticismo, por ese motivo los Mayas construyeron observatorios dedicados a estudiar los fenómenos, querían entender los impredecibles movimientos en el cielo, especialmente después de que establecieron las posiciones de los planetas y las estrellas. El peligro inminente del que nos alerta la sexta profecía nos obligaría a construir un nivel de cooperación internacional, a establecer un sistema de comando y control por encima de los países y una estructura de comunicación mundial, sería la única manera que los países declinaran su soberanía a una identidad como la Naciones Unidas, dando paso a un gobierno mundial para el bien común, sería un cambio para aprender a trascender la separación que es la base de nuestra sociedad.

Séptima Profecía

Esta profecía Maya nos habla del momento que en el que el sistema solar en su giro cíclico sale de la noche para entrar en le amanecer de la galaxia, dice que los 13 años que van desde 1999 al 2012 la luz emitida desde la galaxia sincroniza a todos los seres vivos y les permite acceder voluntariamente a una transformación interna que produce nuevas realidades, Que todos los seres humanos tienen la oportunidad de cambiar y romper sus limitaciones, recibiendo un nuevo sentido: la comunicación a través del pensamiento, los hombres que voluntariamente encuentren su estado de paz interior, elevando su energía vital, llevando su frecuencia de vibración interior del miedo hacia el amor, podrán captar y expresarse a través del pensamiento y con el florecerá el nuevo sentido.

La energía del rayo transmitido desde le centro de la galaxia activa el código genético de origen divino en los hombres que estén en una frecuencia de vibración alta, este sentido ampliará la convivencia de todos los hombres, generando una nueva realidad individual, colectiva y universal, una de las transformaciones mas grandes ocurrirá a nivel planetario, pues todos los hombres conectados entre si como un solo todo, dará nacimiento a un nuevo ser en el orden genético, la reintegración de las conciencias individuales de millones de seres humanos despertará una nueva conciencia en la que todos comprenderán que son parte de un mismo organismo gigantesco. La capacidad de leer el pensamiento entre los hombres revolucionará totalmente la civilización, desaparecerán todos los límites, terminará la mentira para siempre porque nadie podrá ocultar nada, comenzará una época de transparencia y de luz que no podrá ser opacada por ninguna violencia o emoción negativa, desaparecerán las leyes y los controles externos como la policía y el ejército, pues cada ser se hará responsable de sus actos y no habrá que implementar un derecho o deber por la fuerza. Se conformará un gobierno mundial y armónico con los seres más sabios del planeta, no existirán fronteras ni nacionalidades, terminarán los limites impuestos por la propiedad privada y no se necesitará el dinero como medio de intercambio; se implementarán tecnologías para manejar la luz y la energía y con ellas se transformará la materia produciendo de manera sencilla todo lo necesario, poniendo fin a la pobreza de siempre. La excelencia y el desarrollo espiritual serán el resultado de hombres en armonía que realizan las actividades con las que vibran mas alto y al hacerlo expandirán su nivel de comprensión sobre el orden universal, con la comunicación a través del pensamiento aparecerá un súper sistema inmunológico que eliminará las vibraciones bajas del miedo producidas por las enfermedades, prolongando la vida de los hombres, la nueva era no necesitará del aprendizaje del contraste inverso producido por las enfermedades y el sufrimiento que caracterizaron miles de años de historia.

Los hombres que conscientes y voluntariamente encuentren paz interior, entran en una nueva época de aprendizaje por contraste armónico, la comunicación y la reintegración hará que las experiencias, los recuerdos individuales y conocimientos adquiridos estén disponibles sin egoísmos para todos los demás, será como una Internet a nivel mental que multiplicará exponencialmente la velocidad de los descubrimientos, y se crearán sinérgias nunca antes imaginadas. Se acabarán los juicios y los valores morales que cambian con las épocas, como la moda, se comprenderá que todos los actos de la vida son una manera de alcanzar una mayor comprensión y armonía, el respeto será el elemento fundamental de la cultura, transformará al individuo y a la comunidad y colocará a la humanidad en la posibilidad de expandirse por la galaxia, las manifestaciones artísticas y las actividades recreativas comunitarias ocuparán la mente humana, miles de años fundados en la separación entre los hombres que adoraron a un Dios lejano que juzga y castiga, se transformarán para siempre, el hombre vivirá la primavera galáctica, el florecimiento de una nueva realidad basada en la integración con el planeta y todos los seres humanos para en ese momento comprender que somos parte integral de un único organismo gigantesco y nos conectaremos con la tierra, los unos con los otros, con nuestro sol y con la galaxia entera; todos los hombres comprenderán que el reino mineral, vegetal, animal y toda materia esparcida por el universo a todas escalas desde el átomo hasta la galaxia, son seres vivos con una conciencia evolutiva, a partir de sábado 22 de diciembre del año 2012 todas las relaciones estarán basadas el la tolerancia y la flexibilidad, pues el hombre sentirá a otros como otra parte de si mismo.

El libro perdido de Nostradamus

 

A mediados de 1994, la periodista italiana, Enza Massa, descubrió en la Biblioteca Nacional de Italia, un extraño manuscrito fechado en 1629. En su interior el documento tenía una serie de dibujos hechos con acuarela aparentemente mensajes simbólicos y sin ningún significado claro. Sin embargo, grande fue su sorpresa cuando notó que el citado códice tenía como título: Nostradamus Vaticinia Codx, y era firmado nada menos que por el propio Michel de Nostradamus. Como era de esperar, tal hallazgo puso inmediatamente en alerta a numerosos investigadores de todo el mundo.

En cuanto al manuscrito se sabe que cuenta con ochenta acuarelas supuestamente pintadas a mano por el propio Nostradamus. Según análisis de datación, el documento provendría del siglo XVII descartando así toda posibilidad de que sea una falsificación, además, las ilustraciones estaban acompañadas de dos cartas, una introductoria y otra a modo de conclusión en las que se puede leer que el vidente francés legó el manuscrito a su hijo César.

Al parecer, por órdenes expresas de Nostradamus el manuscrito debía caer en manos del cardenal Maffeo Barberini, quien años después se convertiría en el Papa Urbano VIII el mismo que obligó al científico Galileo a que se retractara de su teoría heliocéntrica.

Las profecías del libro perdido de Nostradamus

Según los investigadores que han tenido la oportunidad de ver las imágenes, el códice mostraría representaciones de importantes hechos desde el futuro de la Iglesia Católica hasta temas como el atentado de 11 de septiembre e incluso, la fecha exacta del fin del mundo.

En cuanto a las representaciones católicas para muchos resultó sorpresiva la imagen que aparentemente correspondería al Papa Pío VI, esto pues se muestra la figura de un Pontífice que en puño sostienen una rosa y en la otra una hoz que le amenaza, para muchos esto refiere a la prisión que sufrió por parte de Napoleón, y por otro lado, en la parte inferior del dibujo está escrita la letra “B” y detrás, como fondo del dibujo, se encuentran de manera nítida los montes Chiaramonto. Lo curioso de todo esto es que el nombre de pila del Santo Padre era Barnaba Chiaramonti.

Así también se mostrarían referencias en la figura 33 a María Antonieta y al Rey Luis XVI, durante la Revolución Francesa así como los retratos de la Primera y Segunda guerras mundiales y la figura de un Papa Gigante, que posee un bastón pastoral y la imagen de la Santísima Virgen María que es asaltado por un soldado con una cimitarra o espada curva típica del mundo árabe. Para los estudiosos esta figura representa a Juan Pablo II, de quien no sólo era conocida su devoción a la Virgen (tenía en su emblema la «M» de María), sino que como se recuerda fue atacado un 13 de mayo, día de la Virgen de Fátima, por el terrorista turco, Alí Agca. Además, es resaltante la imagen de un sol en la parte superior de la imagen lo que para muchos estudiosos recuerdan las profecías de San Malaquías, quien calificó a Juan Pablo II, con la frase, “De la labor del Sol”.

En cuanto a la imagen referida al atentado de las Torres Gemelas de Nueva York, el libro muestra una torre de gran tamaño devorada por unas enormes llamaradas. Según la periodista Enza Massa “las llamas parecen salir de grandes ventanales de la torre como si obedecieran a una explosión más que aun incendio”.

El 2012 y el Fin del Mundo

En su análisis del libro de Nostradamus, el escritor Michael Rathford sostiene en su trabajo The Nostradamus Code: World War III, que estamos ya inmersos en un tiempo de tribulación que iniciado en el 2008 y que durará hasta el 2012, coincidiendo justamente con la fecha señalada en las profecías Maya, en donde vaticinan que al mundo ingresará en un período de gran cambio el 21 de diciembre del 2012.

Estos hechos se encontrarían en las últimas siete páginas del códice parecieran ser el relato exacto de cuándo y cómo podría ocurrir el Fin del Mundo. Los investigadores señalan que la imagen 66 (la primera de la serie) en donde el sol está prominente resaltando la fecha del acontecimiento que cambiará la tierra, el 67 señala que la constelación de Ofiuco u Ophiuchus, supuesto 13 signo zodiacal hallado entre escorpio y sagitario que jugará un papel primordial en estos acontecimientos pues se encuentra justo en el centro de la Vía Láctea.

La siguiente imagen muestra al árbol de la vida siendo atacado por un monstruo además de la estrella de ocho puntas y la rueda de ocho línea que para muchos demostraría una alineación estelar que sólo ocurre una vez cada 13 mil años, la última vez que ocurrió esto fue 11 mil antes de Cristo. Por último se encuentra la imagen que nos daría la hora exacta del Apocalipsis, en la parte superior se observan tres eclipses conectados con un eclipse de Luna, si buscamos tres eclipses solares vinculados con eclipses de Luna nos encontramos con un período de 20 años entre 1992 hasta el 2012, coincidiendo así con las profecías mayas.

________________________________________________________________

Interesante documental de History Channel en el cual, diferentes expertos y entendidos del tema, analizan lo que se asegura es el libro perdido de Nostradamus. Un manuscrito encontrado en el año 1994 en la Biblioteca Nacional de Italia, donde a través de una serie de dibujos, Nostradamus, predice lo que parecen acontecimientos relacionados con el momento histórico que vivimos y los sucesos futuros relacionados con el calendario maya de cuenta larga y el 21 de diciembre de 2012.

En mi opinión las ilustraciones del libro pueden estar sujetas a muchas especulaciones y consideraciones. Yo no soy ninguna experto, pero si creo que pueden significar más cosas de las que se sugieren en el documental. Si me tengo que quedar con algo, por supuesto, lo hago con el mensaje siempre esperanzador que transmite Gregg Braden. Probablemente muchas de las cosas que tienen que suceder podemos evitarlas cambiando y elevando nuestra conciencia de las mismas.

¡Aun nos quedan siete meses! Así que como dicen por aquí: “Here we go”!!!!

Y que cada cual saque sus propias conclusiones….

Juegos Olímpicos 2012 y profecía de Parravicini

Interesante reflexión sobre las profecías de Parravicini y sobre una en particular que se ha interpretado en relación a los Juegos Olímpicos de 2012 en Londres.

  • Calendario

    • diciembre 2019
      L M X J V S D
      « Nov    
       1
      2345678
      9101112131415
      16171819202122
      23242526272829
      3031  
  • Buscar