¿Religión? ¡Creo en mi mismo!

¿Por qué nadie cree en si mismo?
No es lo mismo creer y tener fé en uno mismo que ser egocéntrico. El ególatra cree que sus opiniones y su vida son mas importantes que las de todos los demás. La religión tal como la conocemos es pura egolatría en su creencia, todo lo que esta por fuera es indigno, pecaminoso y pasible de ser castigado.
Según cualquier religión su dios no se equivoca jamás, aunque el hombre fue hecho a su imagen y semejanza. ¿Semejanza en qué? Parece ser que Dios no es de carne y hueso, así que en nada nos parecemos. En sentimientos se supone que Dios solo siente amor, pero entonces ¿también debe sentir odio porque somos semejantes? Un ser con sentimientos genera pasiones y éstas, a su vez generan errores entonces ¿Dios se equivoca? Si no se equivoca entonces no somos semejantes en eso tampoco. Solo nos quedaría que somos semejantes en el pensamiento, pero nuestro pensamiento se basa en nuestro cerebro y su funcionamiento biológico asi que Dios al no ser de carne y hueso no puede tener un pensamiento tan limitado, debería estar mas allá; por lo tanto no somos semejantes en NADA.
Así llegamos al punto en el que los dioses aparte de no ser semejantes a nosotros, se comportan como los políticos y estrellas de rock: necesitan del rating y de los fans para sobrevivir. Toda la historia de los dioses gira en torno a conseguir adeptos que crean en él. Aquellos que no creen son enemigos a combatir y/o destruir y para ello necesitan de sus adeptos para el combate y la destrucción, porque aparte Dios es perezoso como para encargarse el mismo de los que no creen. Realmente es raro que un Dios que está mas allá de todo se dedique específicamente a conseguir adeptos solo en este diminuto planeta perdido en el medio de la nada de semejante creación como es el Universo. Cuanto capricho en buscar rating entre un grupúsculo de seres que se matan solos, librados al azar en una roca que gira y gira en el vacío.
De pronto me pregunto: ¿Por qué debería creer en un supuesto? ¿Cual es la necesidad de creer en el hijo de este Dios? ¿Acaso yo no he creído también en mi padre? Sin embargo mi padre no me ha enviado a la crucifixión para demostrarle nada a nadie. Y es cierto que no soy semejante a Dios, ni quiero serlo: tengo respeto por quien piensa diferente, actúa diferente o cree diferente. No se trata esto de convencer a nadie, de tener adeptos y castigar a todo el que no vive y hace las cosas exactamente como yo las hago. Ni siquiera me interesa que alguien piense igual que yo y me de la razón de todo, prefiero el debate con el cual puedo nutrirme pero en la creencia no hay debate, es creencia y nadie puede decir que algo existe o no; solo pueden enumerarse las incoherencias del relato que es el negocio de unos pocos.
Creer en uno mismo es creer en el Dios propio y esa Fé también nos hace responsables de lo que hacemos. El Dios unipersonal no necesita mas adeptos que uno mismo y por lo tanto no ejerce presiones irresponsables para conseguir ver cumplidos sus caprichos en una multitud que lo adora. El Dios unipersonal otorga la libertad que no da el multitudinario, porque éste último pretende que todos sean iguales, crean lo mismo, hagan lo mismo y cometan los mismos errores; en pocas palabras el Dios de todos pretende ser el Amo de todos los esclavos que creen en él, en cambio el Dios unipersonal es uno mismo que se acepta con errores y pretende cambiarlos, que respeta a los demás y deja que existan todos los dioses unipersonales así como son; no le interesa librar guerras santas contra el resto de sus iguales porque nuestro Dios existe con la adhesión de uno mismo y sin esclavizar. Mi Dios y yo crecemos juntos, nos equivocamos juntos, aprendemos juntos, nos reímos y lloramos juntos, atravesamos dolores y alegrías juntos, aceptamos a otros como son juntos, pensamos y evolucionamos juntos.
Pero hay que hacerse cargo de tener un Dios para uno solo a quien rendirle culto, porque nuestro Dios puede estar equivocado y las equivocaciones solo las paga uno; no habrá una multitud que justifique los errores por peores que sean.
Cree en ti mismo: serás absolutamente libre pero la libertad trae consigo la responsabilidad absoluta de todo lo que hagas. También puedes creer en alguno de los dioses mas populares, serás un esclavo e irresponsable dentro de la comunidad pero responsable por fuera aunque no quieras. De todas maneras mi Dios y yo respetamos tu decisión y tu creencia porque no buscamos mas adeptos. Mi Dios cree en mi y yo creo en él, no hace falta nadie mas.
Fuente aquí.

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s