Aspartamo, dulce veneno

Titulo original: Sweet Misery: A Poisoned World (Aspartamo: Dulce Miseria, Un Mundo Envenenado)
Directores: Cori Brackett y JT Waldron.
Genero: Documental
Duración: 90 minutos
País: USA
Año: 2004
El aspartamo es un edulcorante no calórico descubierto accidentalmente en 1965. El laboratorio Searle, mientras experimentaba con una nueva droga para aliviar la úlcera péptica, dio casualmente con otro descubrimiento: a uno de sus investigadores se le ocurrió tocar la muestra con un dedo y llevarse éste a la boca, comprobando que su sabor era extremadamente dulce. Así nació el Aspartamo, el cual de inmediato fue puesto a consideración como la nueva maravilla en edulcorantes y a ser solicitada su aprobación por parte de la FDA (Food and Drugs Agency).

Sin embargo durante los primeros años Searle no lograba obtener la aprobación de la FDA, debido a diversos estudios negativos que encontraban serias anomalías en el aspartamo. Hasta que apareció Monsanto -una de las compañías líderes en hacer su negocio en desmedro de la salud humana- para hacerse cargo de la situación, como veremos. En esos primeros años del Aspartamo, Searle no conseguía su aprobación porque la FDA prestaba atención a distintos informes circulantes en el sentido de que “el aspartamo puede inducir tumores cerebrales”, lo cual fue confirmado en 1981 por un equipo de investigación de la agencia integrado por tres científicos independientes.

Más aún, pruebas realizadas en ratas mostraban que los cerebros de aquellas a las que se les suministraba aspartamo quedaban agujereados en varios puntos; literalmente, como un colador. La FDA revocó entonces la licencia provisoria para comercializar el producto, pero en 1985 Monsanto compró la firma Searle, que pasó a ser su subsidiaria como Searle-Monsanto. Como era de esperarse, aquella decisión anterior de revocar la licencia para vender el Aspartamo fue a su vez revocada, y el nuevo edulcorante Nutrasweet salió esta vez libremente a ser conocido por el mundo.

El aspartamo es un polvo blanco e inodoro. El sabor dulce relativo de la sacarosa-aspartamo es de 100-200 por lo que es 2 veces más dulce que el azúcar. El aspartamo se emplea en numerosos alimentos en todo el mundo. Se comercializa bajo varias marcas, como Natreen, Canderel, Equal o Nutrasweet, y corresponde al código E951 en Europa. Cabe destacar que esta sustancia no se quedó en un simple edulcorante que reemplaza al azúcar, ya que fue incorporada también a las bebidas gaseosas tipo diet, como Diet Coke y Diet Pepsi, a gomas de mascar, tabletas, alimentos secos y a varios productos más de consumo masivo de los marcados como “libre de azúcar / sugar free”.

El aspartamo es estable cuando se encuentra seco o congelado, pero se descompone y pierde su poder edulcorante con el transcurso del tiempo, cuando se conserva en líquidos a temperaturas superiores a 30°C. Tambien se convierte en eformaldehido y posteriormente en ácido fórmico, lo que causa acidosis metabólica. (El ácido fórmico es un veneno comercializado para matar hormigas, es altamente tóxico)

El edulcorante artificial aspartamo ha sido objeto de controversia en cuanto a su seguridad desde su aprobación inicial por la FDA en 1974. Algunos estudios científicos, junto con las denuncias de conflictos de interés en el proceso de aprobación de la FDA, han sido focos de activismo respecto a los riesgos del aspartamo. Numerosas organizaciones nacionales e internacionales han evaluado la inocuidad del aspartamo y un comité internacional de expertos ha establecido un nivel de Ingesta Diaria Admisible (IDA). Sin embargo, ciertas voces han reabierto el debate sobre los riesgos que el aspartamo pudiera representar para la salud.

El científico italiano Morando Soffritti reavivó la polémica sobre la inocuidad del aspartamo. Después de un estudio con 1.800 ratas durante ocho años, el equipo de investigadores que él lideró en la septentrional ciudad italiana de Bolonia concluyó que el aspartamo podría tener efectos cancerígenos.

Sin embargo, numerosos estudios científicos no han comprobado una toxicidad aguda de este producto razón por la cual no ha sido prohibido su consumo en alimentos de forma masiva, solo en algunos paises como Alemania o Venezuela (con la prohibición de la “Coca Cola Zero”).

El aspartamo está compuesto por tres elementos: ácido aspártico (40%), fenilalanina (50%) y metanol (10%); los dos primeros son aminoácidos (los mismos que aparecen en las proteínas) y el último es un alcohol (metanol) que puede ser tóxico al consumirse en cantidades mucho mayores a las presentes en el Aspartamo.

Es improbable que se pueda exceder, ni siquiera por niños y diabéticos, el nivel de Ingesta diaria admisible (IDA) de 40 mg/kg de peso corporal por día, establecido por el comité de expertos de la Organización para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y la Organización Mundial de la Salud (OMS), ello equivaldría a 2.800 mg/día en un adulto de 70 kilos de peso.

Un informe de la Comisión Europea estima el consumo máximo teórico de aspartamo en los adultos en 21,3 mg/kg de peso corporal por día. Sin embargo, es probable que el consumo real sea inferior, incluso en el caso de grandes consumidores de aspartamo. El informe también ofrece una estimación afinada para los niños, en la que se muestra que consumen entre un 1 y un 40% del nivel de Ingesta diaria admisible.

Otros informes en Europa se apoyan sobre los datos actuales de consumo de alimentos y sobre los niveles actuales de edulcorantes en los mismos para estimar que los niveles elevados de consumo en la población general varían entre 2,8 y 7,5 mg/kg de peso corporal por día. Las personas diabéticas son grandes consumidoras de alimentos con aspartamo. Sus mayores consumos registrados oscilan entre 7,8 y 10,1 mg/kg de peso corporal por día.

Los cineastas Cori Brackett y J.T. Waldron investigaron la toxicidad del aspartamo en un documental que muestra a los espectadores los posibles efectos nocivos de los aditivos en los alimentos. Un sustituto del azúcar que se encuentra en el NutraSweet y las bebidas dietéticas, el aspartamo puede causar reacciones tóxicas en el cuerpo humano que ocasionan una amplia variedad de dolencias físicas y mentales. Después de 7000 millas, y 25 horas de filmación, “Sweet Misery” pone de manifiesto una de las formas de negligencia corporativa mas nefastas, luego del tabaco.

Fuente aquí.

Anuncios

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s